UN SUEÑO PARA LAS FUTURAS GENERACIONES

Arraigar para crecer, elaborar caminos

escrito por Fundació JOV.

Hace diez inviernos soñamos en las futuras generaciones, en aquellas que son y serán capaces de trazar un camino lleno de significado y coherencia.

Hace ocho inviernos, en el aula, formábamos parte del sueño. A los ojos del joven se reflejaba el entusiasmo y al mismo tiempo la inseguridad de lo que implicaba hacer camino con dirección. En la zona rural del territorio de habla catalana, Fundació JOV nace; lleno de ilusión por crear una metodología pedagógica única y singular en el ámbito personal, social y del autoconocimiento para el joven.

Generaciones marcadas por momentos de cambio han hecho del proyecto JOV una herramienta vital para la educación y el acompañamiento emocional. Los ojos del joven no eran los únicos que buscaban una mano; niños, adultos, familias y profesionales de la educación iban en busca de una mirada de acompañamiento y de guía; donde los valores se ponían en el centro del diálogo desde la escucha del camino personal y la ilusión para un futuro acomodado se convertía en el “kit” de la cuestión en la abundancia de la sociedad actual y futura.

Como seres humanos necesitamos arraigar como un árbol, tener una base suficientemente firme (autoconocimiento y valores) para sentirnos seguros y poder crecer hacia arriba, desplegar las ramas sin miedo, abrirnos a todo un mundo de posibilidades, buscar caminos propios, siempre desde el respeto y la libertad interior.

Podemos ayudarnos, en este proceso, desde el conocimiento y el reconocimiento del otro; podemos acompañarnos en este trayecto que lleva hacia adentro (conocerse uno mismo) y hacia afuera, buscando caminos y, una vez hemos oído en cuáles somos más nosotros mismos, más libres, podremos empezar a elaborar el recorrido: nuestra obra de arte.

En el fondo éste es un proceso de búsqueda personal que nunca se acaba, porque forma parte de la condición humana: Somos buscadores, nos hacemos preguntas.

La misión de Fundació JOV, con proximidad y escucha, es dar importancia a cada uno de nosotros, a nuestras preocupaciones y esperanzas. Crear un impacto de bienestar personal y emocional a largo plazo que permita la autonomía personal y comunitaria. Abrir oportunidades para crear una sociedad más justa, especialmente en aquellas aulas donde se comparten lenguas locales y extranjeras. La labor de Fundació JOV se dota de sentido y sensibilidad a las diferentes realidades familiares.

Y es que vivir es crear una obra de arte; Fundació JOV es el pincel de ese joven o niño que pinta el cuadro más bonito.

El programa educativo “Autoconocimiento y creatividad para la proyección de vida” está dedicado a atender ese sueño, aquella mirada o aquella obra de arte que vive en un momento de duda. La poesía de la vida, la escucha del alma.